PDF Imprimir E-mail

 

Adivinanzas (Parte 1)

Estas son las adivinanzas de Revista Varitek Universal que es gratuita y se la puede descargar sin costo en www.tecsoluciones.com.ec donde también puedes encontrar chistes, frases y refranes.

 


 

 


 

 

ADIVINANZAS


Fríos, muy fríos estamos y con nuestros sabores a los niños animamos

R: El helado

 

Agua pasa por mi casa, cate por mi corazón. El que no lo adivinara, será un burro cabezón.

R: El aguacate

 

A esta fruta se le culpa que fue cosa del demonio, pues comieron de su pulpa los del primer matrimonio.

R: La manzana

 

Yo fui el primer hombre y, aunque lo que digo te asombre, es nada, al revés, mi nombre.

 R: Adán

 

Una madrastra la odia, una manzana la mata, un príncipe muy hermoso de la muerte la rescata.

 R: Blancanieves

 

Oro parece,
plata-no es;
el que no lo adivine,
bien tonto es.

 R: El plátano

 

Fluyo más fluida que la dulce rima.
Caigo hermosamente, mas subir no puedo.
Diez mil toneladas resisto sin miedo
pero el aire siempre me marca y lastima.

 R: La rana

 

Blanco fue mi nacimiento,
verde mi niñez,
roja mi madurez
y negra mi vejez.

 R: La mora

 

De noche llegaron sin ser invitadas.
De día se perdieron: no están extraviadas.

 R: Las estrellas

 

Guardada en estrecha cárcel
por soldados de marfil,
está una roja culebra,
que es la madre del mentir.

 R: La lengua.

 

Con su traje muy blanco encontré al hombrecito. Bajo el terrible frío le vi muy derechito. Pero cuando el sol de pronto nos envió su calor, se fue a la carrera el extraño señor.

 R: El muñeco de nieve

 

Tengo llaves pero no cerradura
y del blanco al negro
pasan por mi cintura.

 R: El karate

 

Verde fue mi nacimiento,
amarilla mi mocedad
y ahora me visten de blanco
porque me van a quemar.

 R: El cigarro

 

Si no hay, se ve;
si hay poca, se ve;
si hay mucha, no se ve.
¿Qué será?

 R: La oscuridad

 

Era un sol en miniatura
y en la hierba la encontré.
Cuando sin piel la dejé,
me fascinó su frescura.

 R: La naranja

 

Lo que no consiguen fuerza ni destreza
para mí es muy fácil, toda una simpleza
Pocos me respetan, pero no hay derecho, pues sin mí estarían sin cama ni techo.

 R: La llave

 

Aunque soy superficial,
pertenezco a lo profundo,
Soy la prueba terrenal
de que estuviste en el mundo.

 R: La huella

 

Las cuatro hermanas gemelas
dan mil vueltas paralelas.
Giran, giran, siempre danzan
mas nunca jamás se alcanzan.

 R: Las aspas del molino

 

Blanco por dentro,
verde por fuera;
si quieres que te lo diga,
espera.

 R: La pera

 

El sol las madura,
la mano las rompe.
El pie las tritura,
la boca las bebe.

 R: Las uvas

 

Vuelo de noche,
duermo de día
y nunca verás plumas
en el ala mía.

 R: El murciélago

 

Es un fruto delicioso,
aunque no es el más carnoso.
Su piel es roja y brillante.

 R: La cereza

 

Soy el que jamás descansa
y va y viene sin cesar.
Nunca me puedo secar.
Jamás te aburre mi danza.
En presencia o añoranza
tú siempre me vas a amar.

 R: El mar

 

Empúñala con firmeza,
su cola es una maleza.

 R: La escoba

 

Tiene cuatro patas,
mas no puede andar.
Tiene cabecera
y no sabe hablar.

 R: La cama

 

Duermo en una cama
que jamás se arruga.
De todas las hierbas,
prefiero la lechuga.
Tengo orejas largas
y una cola diminuta.
Si echamos una carrera,
gano sin disputa.

 R: El conejo

 

Tela sobre tela,
paño sobre paño,
si no me lo adivinas
no te lo digo en un año.

 R: La cebolla

 

Hermanos inseparables,
soportamos un gran peso.
La tierra nos da su beso,
porque somos incansables.

 R: Los pies

 

Te sirve para escribir,
dibujar, señalar y sentir.

 R: El dedo

 

Dulce como un bombón,
duro como el carbón
y soy pariente
del polvorón.

 R: El turrón

 

¿Cuál es el ave que no tiene panza?

 R: El ave María

 

Adentro no hay quien me alcance
y si salgo sufro un percance.

 R: El pez

 

Va caminando por un senderito
Te da muchas cosas y va despacito.

 R: La vaca

 

Cuanto más profunda es,
tú mucho menos la ves.

 R: La oscuridad

 

Un cestito de avellanas
que por el día se recogen
y por la noche se esparraman.

 R: Las estrellas

 

Una señorita muy señoreada,
siempre va en coche
y siempre va mojada.

 R: La lengua

 

Mi inicial está en paz
y la segunda se agita como un ala.
En todos los países voy vestido de gala,
unas veces de blanco y otras de color plomizo.

 R: La paloma

 

Tengo el corazón en la cabeza.
Vivir en una pata es mi proeza.

 R: La col

 

Pálida es mi cara, pero muy hermosa,
a veces de tarde se me ve borrosa,
en cambio de noche brillo como ninguna, sobre el mar, sobre el río o sobre la laguna.

 R: La luna

 

De bello he de presumir;
soy blanco como la cal.
Todos me saben abrir,
nadie me sabe cerrar.

 R: El huevo

 

Si preguntas mi nombre
mi inicial está en guante
y mi segunda letra
anda siempre ambulante.
La tercera y la cuarta

se hallarán en total.
Soy el más listo y guapo...
pero el menos cordial.

 R: El gato

 

Casquete sobre casquete
casquete de paño fino
no lo adivinarás en un año
y en dos porque te lo digo.

 R: La cebolla

 

Fui al campo, encontré un madero,
hice dos artesas y un caldero.

 R: La bellota

 

Algo suena en mi interior
tan fuerte que me confunde
pero se alza y se difunde
hasta ser más que un clamor.

 R: La campana

 

Dos cajitas de sinrazón
se abren y se cierran
y no meten son.

 R: Las pestañas

 

Había una casita verde y en esa casita verde había una casita amarilla
y en esa casita amarilla otra casita muy blanca
y en esa casita blanca un corazón también blanco

 R: La nuez

 

Cien gallinas en un corral
y todas mean a la par.

 R: los canales del tejado

 

Entre dos paredes blancas
sale una flor amarilla;
ni es tuya ni es mía
ni es del rey de Castilla.

 R: El huevo

 

Tres cuevas en la montaña:
¿quién me las podrá encontrar?
En dos el aire va a entrar.
La tercera el vidrio empaña.

 R: La nariz y la boca

 

Te la metí, te la saqué,
te hice sangre y te la limpié.

 R: La inyección

 

Con su cola inmensa, vestido de gris, busca tu despensa en cualquier país.

 R: El ratón

 

Hay ocho que están en pie, dos a punto de aferrarse y dos ojos desafiando.

 R: El cangrejo

 

Largo, largo como un camino
y goza, goza como un cochino.

 R: El río

 

¿Qué será?¿Qué será?. Que está a la puerta y no quiere entrar.

 R: El umbral

 

Tenemos diez dedos, sin huesos ni carne

 R: Los guantes

 

No vuela muy alto pero es presumido.
Calza espuelas, mira con ojos feroces.
Soberbio y distante, pésimo marido,
se levanta pronto, grita a dos voces.

 R: El gallo

 

Con techo de hierro, pared de cristal,
las noches en vela me gusta pasar.

 R: La linterna

 

Redondo, redondo como un queso
y tiene el rabo tieso.

 R: La sartén

 

Una pregunta muy fácil
sabiéndola contestar,
¿qué planta se riega justo,
cuando la van a cortar?

 R: La barba

 

Cinco hermanos muy unidos
que no se pueden mirar,
cuando riñen aunque quieras
no los puedes separar.

 R: Los dedos

 

Zumba el vuelo vibrador.
En su casa todo es oro.
Trabaja haciendo un tesoro
con lo que le da la flor.

 R: La abeja

 

Largo, largo como una soga
y tiene dientes como una zorra.

 R: La zarzamora

 

Tiene lecho pero no duerme,
tiene boca pero no habla.

 R: El río

 

Envuelta en una bola blanca se encuentra otra amarilla.

 R: El huevo

 

Tiene dientes pero no muerde

 R: El peine

 

Sobre tierra y mar me encanta volar,
goleta y también ondina.
Comienzo a viajar
cuando el aire se ilumina.

 R: La golondrina

 

Cuando me observas de lado,
parezco una cordillera.
El don que me fue otorgado
es dar forma a la madera.

 R: La sierra

 

Redondo, redondo
barril sin fondo.

 R: El anillo

 

Con ella vives,
con ella hablas,
con ella rezas
y hasta bostezas.

 R: La boca

 

Ordenes da, órdenes recibe,
algunas autoriza, otras prohíbe.

 R: El cerebro

 

Si sube, nos vamos.
Si baja, nos quedamos.

 R: El ancla

 

Alto, alto como un pino
y pesa menos que un comino.

 R: El humo

 

Formamos, como soldados, en una fila
y somos carniceros toda la vida.

 R: Los dientes

 

Cinco hijitos tiene cada una
y dan tortazos como ninguna.

 R: Las manos

 

Podrás tocarlos,
podrás cortarlos,
pero nunca contarlos.

 R: Los pelos

 

Cueva con treinta y dos machacantes
que dispone de un solo habitante.

 R: La boca

 

Como la piedra son duros;
para el perro un buen manjar
y sin ellos no podrías
ni saltar, ni caminar.

 R: Los huesos

 

Guardada en estrecha cárcel
por soldados de marfil,
está una roja culebra,
que es la madre del mentir.

 R: La lengua

 

Dos niñas asomaditas
cada una a su ventana;
lo ven y lo cuentan todo,
sin decir una palabra.

 R: Los ojos

 

A muchos se lo suelen tomar
si antes no se ha ido a pelar.

 R: El pelo

 

En la jirafa descuella,
bajo la barba del rey,
lo tiene cualquier botella,
la camisa o el Jersey.

 R: El cuello

 

Dicen que son de dos
pero siempre son de una.

 R: Los dedos

 

Aunque sepas esto
mago no serás,
si no sabes dónde
lo digerirás.

 R: El estómago

 

Vive en la panza
y se enseña en ciertas danzas.

 R: El ombligo

 

Tiene grandes pabellones,
pero no tiene habitaciones.

 R: La oreja

 

A cuestas llevo mi casa.
Camino sin tener patas.
Por donde mi cuerpo pasa
queda un hilillo de plata.

 R: El caracol

 

Fui al monte, corté un palito,
hice una artesa y un calderito.

 

R: La bellota

 

Doce monjitas en un comedor,
con cuartos y medias y zapatos no.

 R: Las horas del reloj

 

¿Qué da la vaca cuando está flaca?

 R: Lástima

 

Si los abro veo, si los cierro sueño

 R: Los ojos

 

Lleva gorro verde y blusa anaranjada.

R: La zanahoria

 

Estoy en el huevo, estoy en el sol y soy un color.

R: El amarillo

 

¿Cuál es el único animal que muere entre aplausos?

 R: El mosquito

 

Gran fruto amarillo el de ese arbolillo.

 R: El membrillo

 

Cuatro palos tiene la que me entretiene.

 R: La baraja

 

Mi madre es tartamuda,
mi padre es cantaor;
tengo el vestido blanco
y amarillo el corazón.

R: El huevo

 

Cuatro gatos en un cuarto,
cada gato en un rincón,
cada gato ve tres gatos,
adivina cuántos gatos son.

 R: Cuatro gatos

 

Unas son redondas,
otras ovaladas,
unas piensan mucho,
otras casi nada.

R: La cabeza

 

Una señora muy aseñorada
que lo escucha todo
y no entiende nada.

R: La oreja

 

¿Qué planta será
la que en el hombre está?

 

R: La planta del pie

 

Con mi doble erre, ruedo, ruedo y ruedo. Mi cuerpo es redondo, mi sed infinita. Prefiero las sombras cerca de un viñedo. El tiempo en mi vientre su oficio ejercita.

 

R: El barril

 

En el cielo brinco y vuelo.

Me encanta subir,

flotar y lucir mi pelo.

 

R: La cometa

 

De la viña vengo de vendimiar,

si adivinas lo que traigo en el cesto te doy un racimo.

 

R: Uvas

 

Dos hermanos sonrosados,

juntos en silencio están,

pero siempre necesitan

separarse para hablar.

 

R: Los labios

 

Una señora,

muy enseñoreada,

siempre va en coche

y siempre va mojada.

 

R: La lengua

 

Tengo patas y no ando, soy plana

y no canto, se me apoyan para

escribir y no te puedo hacer reír.

 

R: La mesa

 

Todo el mundo lo lleva,

todo el mundo lo tiene,

porque a todos les dan uno

en cuanto al mundo vienen.

 

R: El nombre

 

Tiene ojos de gato y no es gato,

orejas de gato y no es gato;

patas de gato y no es gato;

rabo de gato y no es gato.

 

R: La gata

 

Adivina quién soy:

cuanto más lavo,

más sucia voy..

 

R: El agua

 

Fui a la feria compré una bella

llegué a la casa y me puse a

llorar con ella.

 

R: La cebolla

 

Ni torcida ni inclinada

tiene que estar la pared,

para eso tengo plomada

y me ayudo del nivel.

 

R: El albañil

 

Preparo el terreno

y la semilla siembro;

siempre esperando

que el sol y la lluvia

lleguen a tiempo.

 

R: El agricultor

 

Un valiente domador

que tiene la intrepidez

de enseñar a la niñez.

 

R: El maestro

 

Agita el cartucho,

carga la pistola,

pasa un algodón,

y con un azote

pone la inyección.

 

R: La enfermera

 

Con madera de pino,

de haya o de nogal

construyo los muebles

para tu hogar.

 

R: El carpintero

 

¿Qué cosa es…

¿Qué cosa es…

que corre mucho

y no tiene pies?

 

R: El viento

 

Te la digo, te la digo,

te la vuelvo a repetir;

te la digo veinte veces

y no me la sabes decir.

 

R: La tela

 

Verde, verde es su vestido

Tiene barba y grandes dientes

El no come y es comido

Por toditos los presentes.

 

R: El choclo

 

Tengo cuello largo

y mi cuerpo es tobogán

altas patas delante

y mas cortas las de atrás

 

R: La jirafa

 

Es el símbolo del ahorro

por como come este gordo.

 

R: El cerdo